zUmO dE pOeSíA

zUmO dE pOeSíA
de todos los colores, de todos los sabores

ALEATORIUM: Saca un poema de nuestro almacén

Ver una entrada al azar

martes, 19 de mayo de 2015

En su bolso no hay poemas (por Wislawa Szymborska)


Mi hermana no escribe poemas,

y probablemente ya nunca se pondrá a escribir poemas.

Lo heredó de nuestra madre, que no escribía poemas,

y de nuestro padre, que tampoco escribía poemas.

Bajo el techo de mi hermana me siento segura:

el marido de mi hermana por nada del mundo escribiría poemas.

Y, aunque mis palabras suenen a texto de Adam Macedónski,

en mi familia nadie escribe poemas.

Los cajones de mi hermana no guardan viejos poemas,

en su bolso no hay poemas recién escritos.

Y cuando mi hermana me invita a comer,

sé que no lo hace con intención de leerme poemas.

Mis sopas son deliciosas y carecen de ocultos significados

y el café no se derrama sobre los manuscritos.

En muchas familias nadie escribe poemas

pero si uno de sus miembros empieza, suele sembrar el contagio.

A veces la poesía cae en cascada sobre las generaciones

y origina remolinos capaces de engullir sentimientos familiares.

Mi hermana practica una prosa oral muy aceptable

y su obra literaria se reduce a las postales turísticas

con un texto que cada año repite la misma promesa:

Cuando vuelva

contaré

todo

todito.


4 comentarios:

TóTUM REVOLùTUM dijo...

Ya vuelto a casa, en ocasiones Robinson echa de menos su isla.

hAiKu dijo...

No se completa,
no culmina la vida.
Se acaba y punto.

(RAFAEL BALDAYA)

Cide Hamete Benengeli dijo...


Nunca supe lo mucho
que te quería
hasta llegar la hora
de tu partida.
Y es que se ignora
el valor de los bienes
mientras se goza.

Cide Hamete Benengeli dijo...


¿De qué le sirve a tu madre
echar la llave al corral,
si has de venirte conmigo
por la puerta principal?