zUmO dE pOeSíA

zUmO dE pOeSíA
de todos los colores, de todos los sabores

ALEATORIUM: Saca un poema de nuestro almacén

Ver una entrada al azar

miércoles, 19 de abril de 2017

Por la noche mis huesos (por Javier Rodríguez Marcos)


Ahora sólo soy huesos. Los peces me conocen
y atraviesan confiados las cuencas de mis ojos.
Se han disuelto mis manos en la sal y mis piernas
crecen entre raíces en las rocas y el fango.
Recuerdo vagamente mi vida y sueño a veces
que hay plantas abisales coronando mi cráneo.
Por la noche mis huesos están tristes y echan
de menos el sonido de un corazón latiendo
y el pulso de la carne
que sirvió de alimento a la fauna marina.
Es la vuelta al origen. Me resigno y me digo
que ya andarán mis ojos entre perlas y estrellas,
como siempre quisieron cuando sólo eran ojos,
ni claros ni serenos, de un hombre en un naufragio.


3 comentarios:

Pablo M dijo...

El mar y la tierra están llenos de restos de cadáveres. Ahora ya descompuestos, transformados. Mucha de la materia rocosa que pisamos, del agua que bebemos y del aire que respiramos -sus moléculas y átomos- fueron materia viva. Esto no es nada raro.

ORáKULO dijo...

Nadie promete tanto como quien sabe que no va a cumplir nada.

Cide Hamete Benengeli dijo...

Qué gusto sería tenerte
siempre a la verita mía
hasta que llegue la muerte.